Retratos para el autoconocimiento

Retratos para el autoconocimiento

¿Qué es en realidad el retrato? Para mí, es volver a TRA-TARTE de nuevo para tener una visión más profunda y auténtica de uno mismo. Inducirte a que bucees en tu interior hasta rescatar tus trazos más olvidados, esa sonrisa de adolescente lleno de entusiasmo, aquella mirada cargada de sueños, la forma de cómo tus manos juegan con tus cabellos, la soltura de tu cuerpo sintiéndose libre… Con mi singular manera de trabajar el RE-TRATO, es muy fácil eternizar en un instante cada gesto, esos que te hacen sentir TÚ MISMO y demostrarte que TÚ SER más primigenio sigue intacto en tu interior. Al relajarte tu naturaleza aflora, yo la veo y la capto, la atrapo para que no se escape y nunca más se olvide. Tu tranquilidad, tu felicidad… reflejadas en tu rostro a través de las fotos se convierten en presente continuo. Mis técnicas, nada sofisticadas pero no exentas de complejidad, están basadas en mi experiencia y en un don innato que RE-DESCUBRÍ gracias a la constante observación del alma humana, lo demás lo pones TÚ. Desde niña siempre me sentí fascinada ante la contemplación de los álbumes familiares, del reflejo de todos aquellas fotos que a través de los tiempos han creado lo que ahora es mi vida, mi Historia. Me parecía mágico observar que en un pequeño papel, en un espacio tan reducido se pudieran encerrar, captar esos instantes, esas emociones de toda una historia familiar, de la vida de los protagonistas de esas situaciones. Partiendo de esta idea fui desarrollando toda mi vocación, que desde hace más de veinticuatro años me ha hecho crecer...